Argentina en el Mundial

 Fundamentos del Jardîn Japonés

by Carola Iujvidin & Gustavo Gordonás, Buenos Aires.

Argentina en el Mundial Corea- Japón

El 20 de diciembre pasado la Argentina desbocada comenzó una carrera barranca abajo que, al día de hoy, no ha retomado el paso. En menos de dos meses, cuatro presidentes juraron ante la Constitución, la recesión se llevó consigo a miles de puestos de trabajo y a puñados de compañías.
La convertibilidad, vedette de la última década que había mantenido una ficticia paridad entre el dólar y la moneda local, se desmoronó dejando una brecha infranqueable y sin vuelta atrás con una devaluación de más del 150%. En pocos días, los salarios de los trabajadores cayeron un 30% respecto de la moneda americana En lo que va del año más 25 mil personas - la mayoría de ellos jóvenes de clase media - dejaron para siempre el país buscando nuevos horizontes menos ríspidos y más esperanzados.

En este contexto se prepara el país para ver el próximo Mundial de fútbol Corea- Japón. Pocos pueblos hay tan apasionados por el fútbol como el argentino. Lejos están las comparaciones con el público europeo: cerca de la fecha del Mundial el trabajo, el estudio y la vida cotidiana se organizan alrededor del campeonato. Las oficinas se plagan de televisores y debajo de los trajes y las corbatas se esconde una camiseta de la Selección lista para agitarse ante cada triunfo. Las lágrimas afloran según sea por alegría o injusticia, y se agranda el sentimiento de patriotismo.

Argentina national kit.
Argentina national kit © Mikhail Sipovich

Corea- Japón

El panorama es incierto para la Argentina y su fútbol pero en nada peligra la participación de la Selección Nacional dirigida por Marcelo Bielsa. Los 23 jugadores del equipo celeste y blanco de seguro viajaran rumbo al lejano oriente. La FIFA garantiza cuarenta y cinco pasajes en avión más 400 Francos Suizos diarios destinados a gastos para cada uno de ellos. En tiempos mejores, se hubiesen cursado algunas invitaciones a dirigentes del fútbol local, familiares y sponsors pero esta vez, quedaron excluidas por la situación reinante.
Incluso la AFA (Asociación de Futbol Argentino) tiene sus esperanzas puestas en el Mundial: por cada partido ganado por la Argentina en la primera ronda, la asociación recibe unos 950 mil dólares de premio. Cada gol convertido por la Selección significa un paso adelante para distender la magra situación del fútbol local.

Marcelo Bielsa, director técnico, se dispone a acomodar sus fichas en el verde tablero y comienzan las especulaciones acerca de qué jugadores participaran del campeonato. La lista completa de los 23 jugadores, la dará a conocer como es habitual, horas antes de subir al avión pero preferencias y desavenencias personales indican que algunas estrellas del fútbol argentino todavía están puestas en duda. Entre ellos, Marcelo Gallardo, Juan Riquelme, Pablo Aymar y Claudio Caniggia. Por su parte, Germán Burgos – arquero - ya ha sido confirmado a pesar de que, según una encuesta realizada en el sitio Superfutbol.com, el 100 % de las respuestas señalan que el arco es el punto más débil del equipo blanquiceleste.

El gran interrogante lo constituye Gabriel Batistuta. El delantero, famoso por el mágico "Bati gol", no está pasando por su mejor momento: últimamente se lo ha visto sufrir aburrido desde el banco de suplentes jugados por el club italiano A.C. Roma. La opinión pública argentina no le ha quitado su apoyo y nadie duda en este país que Batistuta estará presente en la próxima edición del Campeonato Mundial.

River Plate kit.
River Plate kit © Mikhail Sipovich

Chances

La suerte que ha corrido la Argentina durante el sorteo de las rondas, la ha puesto al lado de rivales de consideración. Esta vez le ha tocado conformar el temido " grupo de la muerte", la zona más difícil. Argentina deberá enfrentar a Nigeria, Inglaterra y Suecia.
Las chances de superar esta primera fase y de llegar a consagrarse otra vez entre los gigantes del balón son buenas. Según los especialistas, el rendimiento de la Selección argentina durante los partidos por las eliminatorias hacia el Mundial Corea- Japón ha sido óptimo.
No es así el caso del último encuentro amistoso que jugó el equipo nacional contra Camerún aunque Marcelo Bielsa está haciendo galas de torero al mostrar un equipo que no será el que salga al campo de juego el próximo mes de junio. El partido no ha tenido el brillo y la pasión que suele tener bien acostumbrada a la tribuna: el técnico se guarda sus mejores apuestas y no quiere correr riesgos innecesarios. En los próximos días, la Selección se enfrentará en un tono similar al equipo alemán.

Los simpatizantes se quedan en casa

Esta vez será realmente para unos pocos el privilegio de viajar a para al Mundial Corea- Japón. La distancia, el costo del viaje y la crisis, no se llevan bien a la hora de desembolsar una suma tan importante de dólares equiparable a la de un departamento de tres ambientes en la ciudad de Buenos Aires. Rotamund, una de las agencias de viaje que organiza paquetes para asistir al evento futbolístico, ofrece opciones que van desde los 7 mil a los 20 mil dólares sin incluir la pensión o las entradas a los partidos. La agencia asegura que ya hay algunas reservas hechas aunque no tienen grandes expectativas.

El fútbol local

La situación gremial de los futbolistas, el estado de cuentas de los clubes y la afluencia de espectadores a los estadios no ha podido escapar a la difícil crisis que está atravesando la Argentina.

Racing kit.
Racing kit © Mikhail Sipovich
La mayoría de los clubes se encuentran atrasados en el pago de los sueldos a los jugadores. Desde los clubes más importantes que deben premios y primas hasta los más pequeños en los que los deportistas optaron por viajar en bicicleta a los entrenamientos por no contar con dinero suficiente para tomar el transporte público.

Ya a mediados de mayo del año pasado la AFA tuvo que intervenir ante la negativa de "Jugadores agremiados" de comenzar el campeonato por falta de pago. Saldado un 35 % de la deuda que ascendía a unos 55 millones de dólares, se calmaron los ánimos de los adeudados y el campeonato pudo llevarse a cabo pero por estos días la situación sigue siendo tensa. Ejemplo de esto, lo constituye el plantel del club de primera división, Velez Sarsfield quien semanas atras, decidió no realizar la concentración previa al partido por falta de pago.

Por su parte, varios clubes de primera división se encuentran en convocatoria de acreedores. Tal es el caso de Huracán y Racing Club – con un pasivo que roza los 60 millones de dólares. Otros clubes como Independiente y San Lorenzo de Almagro, están analizando la posibilidad de entrar en convocatoria, un artilugio legal para intentar salvar a la institución de la quiebra final.

Respecto del espectáculo del fútbol, poco se espera a la hora de las recaudaciones: los bolsillos de los simpatizantes están vacíos. Mientras el año pasado, por ejemplo, se vendieron 115 mil entradas para la segunda fecha del campeonato - una de las más importantes - este año solo 78 mil fueron vendidas para el mismo encuentro. Esta baja del 33 % en las recaudaciones se debe no solo a la crisis económica sino a la violencia en los estadios.

En lo que va del año se han producido 4 muertes en partidos de fútbol lo que ha llevado a las autoridades nacionales a generar el debate sobre una nueva legislación para instaurar la figura legal de "asesinato por odio deportivo"

Boca Juniors kit.
Boca kit © Mikhail Sipovich

Nuevos horizontes

La triste postal que muestra día a día el aeropuerto internacional con miles de argentinos marchándose a otros países incluye a los habilidosos de la pelota. En época de vacas gordas los clubes locales eran un semillero de estrellas para el fútbol europeo y llenaban sus arcas con contratos millonarios que beneficiaban a los propios jugadores asegurándoles un cómodo pasar. Hoy, los jugadores aceptan nuevos horizontes nunca antes revisados por tratarse de clubes que ofrecen contratos de poca monta. Paraguay, Bolivia, Ecuador y Chile se están transformando en destinos no tan tentadores pero seguros a la hora de cobrar un salario perdido y depreciado dentro de los límites de una Argentina que se presenta sombría e incierta.

The Soccerphile World Cup 2002 Archives
Click here to go to the current Soccerphile.com

World Cup Soccer Books & DVD Shop - Click Here To Visit Our Complete Collection


Soccerphile Ltd - All Rights Reserved